La economía española creció dos décimas en el segundo trimestre, y en tasa interanual avanzó un 0,7%

  • La demanda externa aportó 2,6 puntos porcentuales al crecimiento interanual, casi el doble que el trimestre anterior
  • Revisado al alza el crecimiento del primer trimestre al 0,4% intertrimestral y al 0,9% interanual.

26 de agosto de 2011. La economía española registró en el segundo trimestre de 2011 una ligera moderación en la tasa de crecimiento, en línea con lo experimentado por las principales economías desarrolladas. Según los datos de la Contabilidad Nacional Trimestral, que hoy ha publicado el Instituto NacionaI de Estadística (INE), el Producto Interior Bruto creció de abril a junio un 0,2% frente al trimestre anterior, y un 0,7% en los últimos 12 meses.

El INE también ha revisado al alza una décima el crecimiento de la economía española en el primer trimestre, de forma que el avance del PIB de enero a marzo finalmente fue del  0,4% en tasa trimestral, y del 0,9% en tasa interanual.  La economía española logra con las cifras conocidas hoy su cuarto avance consecutivo del PIB interanual, después de siete trimestres continuados de contracción económica.

Los datos que hoy se han publicado son el resultado de una mejora considerable del sector exterior, que aportó 2,6% puntos al crecimiento del PIB (1,4% en el trimestre anterior), y de una aportación negativa de la demanda nacional (-1,9 puntos, frente a cuatro décimas en el trimestre anterior).

DEMANDA EXTERNA

En un análisis más detallado de la evolución de la demanda externa, que registra ya su cuarto año seguido de aportación positiva al crecimiento, los datos publicados confirman la fortaleza de dicho sector, si bien si aprecia una leve moderación en los últimos meses. Las exportaciones han aumentado un 8,4% en tasa interanual (un +12,1% de enero a marzo).

Las importaciones en cambio entran por primera vez desde 2009 en terreno negativo, con caídas del -1,7% hasta junio (+6,3% el trimestre anterior), que se reparten entre los servicios (-3,8% frente a +2,7% hasta marzo) y los bienes (-1,1% frente a +7,3%). Esto ha provocado que a pesar de la moderación en la evolución de las exportaciones en este trimestre, la aportación del sector exterior haya sido más positiva. En este sentido es destacable que nuestra necesidad de financiación exterior se redujo en el segundo trimestre del 5,9% del PIB al 2,4% (llegó a alcanzar el 9,4% hace tres años).

En la misma línea cabe señalar que por primera vez nuestro saldo exterior con la UE-27 es positivo, es decir, que exportamos más a la Unión Europea de lo que importamos de ella.

DEMANDA NACIONAL

En cuanto a la demanda nacional, en tasa interanual el gasto en consumo final volvió igualmente a tasas negativas tras cuatro trimestres consecutivos de avances, registrando un descenso del -0,4%, tras un crecimiento del 1,2% el trimestre anterior. Este retroceso es resultado, fundamentalmente, de la evolución del consumo de los hogares, que descendió un -0,2% (frente al +0,7% del trimestre anterior). Esta evolución negativa del consumo privado, a pesar de mostrar una tasa de crecimiento intertrimestral positiva, es debida al adelanto de compras que hace un año se produjeron derivadas de la subida del IVA a 1 de Julio. Por otro lado, el consumo de las administraciones públicas regresó a la esperada  senda de ajuste en este periodo de consolidación presupuestaria, y se contrajo un  -1%.

Por su parte, la formación bruta de capital fijo experimentó un descenso interanual del -6,7%, algo superior a la caída observada en el trimestre previo  (-6%). Los bienes de equipo, a pesar de presentar un crecimiento intertrimestral positivo superior al trimestre pasado, cayeron un -3,7% en tasa interanual, tras cuatro trimestres consecutivos de avances. La construcción moderó algo su ritmo de deterioro, un -9,3% frente al -10,4% del trimestre precedente.          

SECTORES

Desde la perspectiva de la oferta, por ramas de actividad, el sector de servicios, el más importante en tamaño, volvió a registrar avances por quinto trimestre consecutivo, al crecer un 1,2% (+1,3% hasta marzo). Asimismo, la industria moderó su crecimiento del +4,1% al +3,2%, lo mismo que la energía (+0,9% frente al +3,4% previo). La construcción continuó con su aportación negativa, aunque cada vez más reducida       (-4,1% frente al -5,4% del primer trimestre). La agricultura descendió una décima frente al avance de dos décimas cosechado hasta marzo.

El empleo equivalente a tiempo completo moderó su descenso con respecto al del trimestre anterior en cuatro décimas, del -1,4% al -1% en términos interanuales. Por otro lado, el crecimiento de la productividad por trabajador se redujo en siete décimas, al 1,7%. A pesar de este menor crecimiento de la productividad y gracias a una moderación salarial importante que pasó de crecer un 0,8% a un 0,2% en tasa interanual, los costes laborales unitarios, indicador que se relaciona de forma positiva con una pérdida de competitividad de la economía, se siguen moderando cayendo un -1,5%, igual que el trimestre pasado.

Bilatzaileaz

Generic bilaketa Ogasun eta Funtzio Publikoko Ministerioak forma

Banners Destacados

Ogasun eta Funtzio Publikoko Ministerioaren informazio garrantzitsua estekak

Egoitza Elektronikoa (Abre nueva ventana)Datu ekonomiko finantzarioak bankua (Abre nueva ventana)Central de informacionParte-hartze publikoa arautze-proiektuetan